Si creo que todo puede cambiar...

Frente al cabo de poca esperanza arrié mi bandera; si me pierdo de vista espérame en la lista de espera; heredé una botella de ron de un clochard moribundo; olvide la lección a la vuelta de un coma profundo.

No hay comentarios: