Si creo que todo puede cambiar...

Nunca dejes de buscarme; La excusa más cobarde es culpar al destino.

No hay comentarios: