Si creo que todo puede cambiar...

Un padre es mucho mas importante de lo que uno piensa, porque las palabras de un padre, su mirada, viven en nosotros. Es como que los padres te dan una caja de herramientas, si vos tenes un problema, metes mano en esa caja y sacas la herramienta que necesitas para arreglarlo, pero cuando el padre falto o fallo tenes un problema, metes la mano en la caja y no hay nada, estas perdido.
Sin esas herramientas es como que estas desnudo, sin armas para enfrentar la vida. Porque un padre nos da eso, nos da armas para pararnos, para pelear por un lugar. Y cuando dejas de peliarla te morís, te caes, te vas. Lo que te mantiene vivo no es ganar, si no pelear. La pelea perdida es la que no se peleo, a un mar que se duerme se lo lleva la corriente. No esta muerto quien pelea. Tal vez te trabaron fuerte abajo, te bajaron en el área, te hicieron sangrar, llorar,pero hay que seguir peleandola, hasta el final. Pelearla hasta el final, hasta el ultimo minuto del partido. Alguna de las cosas que me enseño mi viejo, fueron que el partido nunca se abandona, nunca se deja la cancha y se juega con garra hasta el ultimo minuto. Que lindas que son las tardes de cancha con vos viejo.