Si creo que todo puede cambiar...

Y cuando este viejo barco se hunda, mirare hacia los costados, nadie nada que amarrar.

No hay comentarios: