Si creo que todo puede cambiar...


Ponele que estás lejos de mi rancho.
Tu risa es una ignota fantasía.
Ponele que el dolor es tan ancho,
que el trompa de mi pecho no palpita.

No hay comentarios: